Estamos de luto

Estamos de luto. Según nuestros propios cálculos, en 2016 desapareció en España una media de dos relevantes empresas de traducción al mes. Y no hablamos de empresas de poca monta, sino de agencias asentadas y responsables en su labor. Por ello, en TraducciónExperta tenemos la sensación de estar de luto todos los meses. Este cierre constante de empresas afecta también a otros sectores, lógicamente, y no tiene pinta de mejorar en 2017. Según el diario Economía Digital, a fecha del 4 de marzo de 2017 habían cerrado en España 783 empresas en lo que iba de año, una cifra poco tranquilizante.

Todo a cien:

Muchos consideran que las crisis económicas tienen sus aspectos positivos. Uno de ellos es que se produce una gran criba en la que sucumben los mediocres y de la que salen fortalecidos los verdaderos profesionales. En nuestro sector, el de traductores e intérpretes, llevamos tiempo notando que esto no es tan cierto. Hace casi diez años, un compañero de TraducciónExperta bastante visionario nos dijo medio en broma que con las traducciones acabaría sucediendo como con las tiendas de “todo a cien”, hoy ya más conocidas como “tiendas de chinos”. En su momento nos sonó a chiste, pero cada vez nos parece más acertado el símil.

A la hora de contratar servicios de traducción ya no todo el mundo mira tanto la calidad y profesionalidad como el precio. El low cost se está imponiendo y mientras nuevas empresas inexpertas y de dudosa calidad van copando el mercado, otras agencias de traducción con muchos años de experiencia y con buena reputación cierran sus puertas. Es chocante que empresas vocacionales que ofrecían un servicio impecable e incluso ostentaban varios galardones por su intachable trayectoria ya no estén.

Como todos sabemos, las tiendas de todo a un euro han ido desplazando a algunos comercios que han acabado por reinventarse o echar el cierre definitivo. Hoy en día hay muchos productos que antes adquiríamos en pequeños comercios específicos, pero que ya solo podemos comprar en estas tiendas de artículos chinos. ¿Quién no ha oído varias veces la frase de “ya no se fabrican las cosas como antes”?

De todo un poco:

Además del low cost, también está de moda el “de todo un poco”. A raíz de nuestros constantes sondeos de mercado y estudios de la competencia hemos advertido que determinadas empresas cuyo sector había caído drásticamente han ido añadiendo a su cartera de servicios el de las traducciones. De ese modo, ahora también ofrecen servicios de traducción consultorías, asesorías o gabinetes de abogados, por ejemplo. Hemos detectado incluso atrocidades como empresas de construcción, de artículos de regalos o de servicios nutricionales que también ofrecen traducción a bajo coste. Es anecdótico al tiempo que alarmante.

Auxiliar administrativo y traductor:

También hay empresas, e incluso grandes corporaciones, que han encontrado en la traducción una forma de no tener ociosos a trabajadores que dominan una o varias lenguas. De ese modo, entre sus labores habituales y tareas propias de su puesto, también dedican parte de su jornada a la traducción de documentación necesaria para la empresa, que por otro lado ahorra tener que contratar un servicio externo de idiomas. No es de extrañar que encontremos a un estresado auxiliar administrativo desempeñando también esta función, tenga o no experiencia en ello, y con la responsabilidad que puede llegar a suponer.

Daños colaterales:

Desde luego, los principales afectados de estos cierres de agencias verdaderamente profesionales son los propios trabajadores, que pasan a engrosar las listas del INEM, o que acaban trabajando en otras empresas o sectores no tan de su agrado. También se ven perjudicados los clientes de esas agencias, a quienes probablemente costará encontrar un proveedor de idiomas que iguale en aptitud, disposición y nobleza a su anterior partner de lenguas.

Pero, sobre todo, poco a poco se va socavando la imagen y el prestigio de los auténticos traductores. El servicio mediocre de muchas empresas de traducción low cost está haciendo germinar en los clientes desconfianza hacia los traductores. Una mala experiencia con un proveedor de este tipo hace que un cliente ya no confíe de la misma manera en ningún traductor, aunque tenga delante al mejor del mundo.

Ojalá el destino de las empresas de traducción no siga la misma vía que las tiendas de artículos chinos y dentro de unos años no tengamos que decirnos unos a otros aquello de “ya no traduce como antes”.

Veinte quiebras al día en España desde que empezó el año

http://www.economiadigital.es/directivos-y-empresas/veinte-quiebras-al-dia-en-espana-desde-que-empezo-el-ano_400059_102.html

  1. Las 10 empresas demasiado grandes para caer… que ya no existen

http://www.elmundo.es/economia/2016/01/25/56a227e5e2704e313a8b46aa.html

  1. Cifuentes justifica con errores a la empresa ‘low cost’ de traducción judicial

http://www.economiadigital.es/redirect/cifuentes-falsea-los-meritos-de-la-empresa-de-traduccion-judicial-low-cost-la-comunidad-de-madrid_184064_102.html

By |2018-06-12T19:48:08+00:00marzo 9th, 2017|Categories: EMPRESA DE TRADUCCIÓN|Tags: |0 Comments

About the Author:

Leave A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.MÁS INFORMACIÓN

ACEPTAR
Aviso de cookies