Categorias: REVISIÓN DE TEXTOSTRADUCCIÓN

Evitar repeticiones en traducciones y revisiones

Evitar repeticiones en traducciones y revisiones

Gran parte de los textos que nos llegan para traducir o revisar están escritos por personas que no tienen un estilo de escritura totalmente correcto. Hoy hablamos de las repeticiones en traducciones y revisiones.

Un traductor o revisor experto tiene como objetivo, entre otros, que el trabajo resultante sí presente un aspecto profesional.

En este artículo no vamos a contemplar las sintaxis inadecuadas, erratas tipográficas u otras imperfecciones de los textos facilitados por los clientes. A continuación nos gustaría centrarnos en las repeticiones: evitarlas también denota calidad.

Sinónimos para evitar la repetición

Es muy típico encontrarnos con un documento que en un mismo párrafo utiliza varias veces la misma palabra o términos con una morfología similar. Cuando esto suceda, una buena práctica por parte del revisor es recurrir a sinónimos o giros que aporten diversidad al texto, pero que mantengan el mismo sentido y significado. Y lo mismo se puede decir de un traductor, que debería evitar transferir esas repeticiones en sus textos de la lengua meta, siempre respetando el mensaje que transmitan los documentos originales.
Tomemos, por ejemplo, el vocablo “objetivo”, y otras palabras que compartan su misma raíz, como “objeto”, “objetar” u “objetivar”. Siempre es posible encontrar alguna manera de sustituir términos para que el texto final no suene monótono y reiterativo. En esta ocasión podríamos reemplazar “objetivo” por sinónimos como “meta” o “finalidad”.

Frases hechas y similares

A veces no se trata de repeticiones de palabras en sí, sino de configuraciones o frases hechas similares empleadas muy próximas una de otra. Imaginemos que en un párrafo hemos utilizado la palabra “finalidad”, y a continuación comenzamos otro párrafo con esta expresión: “Para finalizar…”. Esto quedaría algo redundante, y podría evitarse sustituyendo este comienzo de párrafo por algo como: “Por último…”.

 

Un traductor o revisor detallista y avezado siempre tiene en cuenta estas observaciones. No obstante, nuestro consejo es advertir al cliente correspondiente de este modo de proceder para que nos dé su conformidad, no sea que determinadas repeticiones se hayan insertado voluntariamente por algún motivo concreto (marketing, sonoridad, estilo literario, etc.). Incluso hay publicaciones y editoriales que rechazan artículos o escritos donde se abusa de las repeticiones.

 
Licencia para repetir en la poesía Nota: hay estilos literarios con “licencia para repetir”. Quitar las repeticiones de los versos de una poesía puede no ser tan buena idea.

Un documento, ya sea revisión o traducción, sin repeticiones innecesarias queda mucho más fluido y ameno de leer. En cambio, el exceso de repeticiones o el uso constante de términos y expresiones semejantes puede hacer que los lectores se aburran y abandonen el texto antes de llegar al final del mismo. Cuidar y controlar estos factores es tan importante como corregir las erratas en sí. Una repetición puede ser incluso más llamativa que una letra de menos.

Enlaces útiles sobre la repetición en una traducción:

Manual de estilo

Escribir con estilo:

TraduccionExperta

Compartir
Publicado por
TraduccionExperta
Etiquetas: APRENDIZAJEENSEÑANZARECURSOS Y HERRAMIENTAS EN LA TRADUCCIÓN

Artículos recientes

Empresas de traducción que ofrecen varios tipos de traducción

Gracias a nuestro estudio de mercado mensual estamos descubriendo cómo están mutando las empresas de traducción tradicionales. Si comparamos nuestro…

2 meses hace

El precio de una traducción: la experiencia y el conocimiento

Seguramente a muchos profesionales, de la traducción o de otros sectores, les suena haber tenido en mente y en más…

3 meses hace

Tener la web en muchos idiomas, pero de traducción instantánea automática

Se ha puesto de moda, sobre todo en empresas y organizaciones de cierta envergadura, ofrecer en la esquina superior derecha…

4 meses hace

Este sitio utiliza cookies